Diseño para la era de la ansiedad.

Diseño para la era de la ansiedad

“En marco de CICLO VISIÓN GLOBAL OTRO MUNDO 2020-I INNOVACIÓN PROSPECTIVA – VOLVER AL ORIGEN, desde New York conversaremos con Cesar Zapata, experto en diseño museal, acerca del futuro de los espacios para la interacción social. Desde 1995 Cesar Zapata desarrolla su práctica profesional en programas de exhibición para museos, centros de visitantes y sitios de memoria en los Estados Unidos, Canadá, Austria y Colombia, entre los que se destacan el Museo Nacional del Indio Americano del Instituto Smithsoniano en Washington DC, el Monumento Nacional 11 de septiembre en New York y el Parque Conmemorativo Inflexión en Medellín. César Zapata es Diseñador Industrial de la UPB y Magíster en Administración Pública de la Universidad de Nueva York” Texto tomado de la invitación al evento Webinar.

“Esto es más que una guerra perdida. Un mundo ha llegado a su fin. Debemos buscar una solución radical a nuestros problemas” Walter Gropius 1918 

Una reflexión sobre la conferencia

Para el programa de Diseño de Espacios\Escenario de Colegiatura Colombiana, es fundamental entender desde la fenomenología las interacciones y posibilidades que permite el espacio habitado, lugar donde convergen la materialidad, la relación y la comunicación como elementos diferenciadores y estructuradores de la experiencia en el espacio (Colombiana, 2019)Para este abordaje es relevante pensar el contexto actual, marcado por diferentes acontecimientos, en los que el hombre ha asistido al reto de transformación a partir de la crisis. La primera guerra mundial, la gripe española, la segunda guerra mundial, son solo algunos ejemplos que posibilitan comprender el llamado a la disciplina del Diseño a imaginar y recrear visiones de futuro. 

Desde esta perspectiva de proponer el futuro se aumentan los retos que implican el pensamiento del espacio. Diversos autores plantean la necesidad de pensar en esta condición de respuesta del ingenio a cambios en el hábitat. Julio Alguacil Gómez, por ejemplo, señala como la asistencia a sucesivos e inquietantes acontecimientos de distinta naturaleza, pero entrelazados entre sí, de enorme complejidad e impacto, exigen respuestas urgentes e igualmente complejas (Gómez, 2007). De su análisis se desprende la importancia de considerar la vulnerabilidad como condición de estar en el mundo. 

El programa Diseño de Espacios\Escenario de Colegiatura Colombiana plantea desde su telos en el PEP una línea de discusión en ese sentido. Así, se invita a diseñadores cuya trayectoria ilustre formas de pensar las capacidades de respuesta a la novedad, principalmente en situaciones de incertidumbre. Ediseñador invitado Cesar Zapata propone un terreno posible para la creación de un nuevo lema. Según Cesar, como en su momento lo pensó la Bauhaus “Pensando de nuevo el mundo”, el lema de hoy conllevará un desafío. El hombre apenas está en el proceso de articular que significa el momento actual para la historia, esto significa pensar cuál es el reto que enmarca la pandemia, la cuarentena, afrontar un virus diseminado globalmente, para el diseño, el pensamiento del espacio y la respuesta del diseñador desde su accionar. 

Cesar expone una estructura para abordar el reto del diseño en la era de la ansiedad. Desde su enfoque, la primera consideración que propone será un llamado a incluir a través del diseño las voces de los vulnerables a través del tiempo. Esto consiste, en una invitación a la participación ciudadana en los procesos de cambio desde la generación de experiencias. Para esto, lo que se entiende como experiencia desde la mirada de Diseño Espacios\Escenario y desde la mirada en general disciplinar del Diseño, será la clave para establecer comunicación con lo humano, más que con un consumidor. El humano atraviesa un proceso de cambio en el cuál la forma de aproximarse al espacio varía, y en esta nueva situación la experiencia le deberá posibilitar distintos niveles de entendimiento. Así, el humano podrá utilizar como medio y mediador al espacio. 

En este sentido, el abordaje de la experiencia facilita desde la crisis una posibilidad para la modificación de hábitos, costumbres y relaciones En estas se incluyen necesidades diversas y no solo sectorizadas o para una población privilegiada, un camino para la práctica del diseño para vincular encuentros entre la sociedad, la institucionalidad y las personas que no habían sido aún pensados en el devenir cotidiano en el ejercicio de habitar. Para explicarlo, Cesar establece el uso de un paralelo a manera de herramienta metodológica comparativa entre modelos de diseño que surgieron en el siglo XIX y XX con la época actual. Por ejemplo, la premisa establecida por Tim Brown con el Design thinking (2009) en la que se propone la relación entre el deseo, la viabilidad, la factibilidad y la innovación desde intersecciones para comprender la necesidad y traslaparla con la experiencia humana (Desirability, Viability and Feasibility) (Brown, 2009)  

El resumen que se entrega hoy a los pensadores del diseño es encontrar nuevas formas de equilibrar la deseabilidad, la factibilidad y la viabilidad, pero de una manera que cierre el círculo. Estas empresas sociales se han propuesto lograr la integración de la tríada deseabilidad-viabilidad-viabilidad. (Brown, 2009)  

Fuente: tomado de la presentación de Cesar Zapata. 

Para Cesar Zapata, algunos modelos que nacen en el siglo XIX y XX proponen miradas que posibilitan entender diversos limitantes en función de la escasez. De igual modo, recordar que la precariedad de recursos ha sido un condicionante a la hora pensar y hablar de diseño. Sin embargo, la emoción es hoy uno de los aspectos fundamentales a tener en cuenta a la hora de diseñar en época de crisis y ansiedad. Diseñar desde y para la emoción, es la segunda consideración propuesta por Zapata; se trata de la capacidad para generar memorias y recuerdos como ejercicio imperativo. Abordar la emoción antes que la razón en el espacio se presenta hoy como un aspecto fundamental. En este sentido, los medios diseñados no reemplazarán el contacto humano, pero probablemente posibilitarán desde el diseño demostrar como el trabajo con el uso de emociones al diseñar puede contribuir a la distribución de mensajes en el espacio efectivos y sensibles 

Fuente: tomado de la presentación de Cesar Zapata. 

Para lograr un diseño desde y para la emoción, Zapata propone: pensar permanentemente en cómo generar bienestar entre los usuarios; ayudarle al habitante a entender desde su experiencia en el espacio que es lo que (le) pasa y desde allí poder inspirar cambios de comportamiento paulatinos, que sean abordados desde la invitación más que desde la imposición 

Esta mirada invita a contemplar un sentido expandido de lo que ha sido promovido como bienestar. Se trata de un diseño que trasciende la lógica estipulada por el consumo masivo y vuelca la atención al acompañamiento humano en un contexto de crisis, ansiedad y daños psicológicos. Esto parte desde la consciencia de la vulnerabilidad e invita hacia el accionar solidario, donde el sentido de lo público se reivindica desde la redefinición de maneras de habitar conscientes del otro y de lo otro.  

La invitación de Zapata abre una tercera consideración basada en la confianza. Propone una posibilidad para redefinir el contacto en lo público, no solo desde la idea de la interacción física sino el contacto entendido desde la capacidad del diseño para promover confianza. La confianza, en un contexto donde se recrea la cercanía y el bienestar emocional será una ventaja competitiva que permitirá a su vez, hablar de espacios de transición o de nuevos relacionamientos. Entender esto facilita la creación de estrategias desde el diseño que derivan no solo en la generación de objetos e intervenciones físicas, sino de poner el que hacer del Diseño de Espacios\Escenario en función de comprender cómo se ha intervenido la manera en que nos movemos en el espacio. Desde allí es factible plantear rutas futuras que incluyan aspectos intangibles que propendan por la materialización de unas nuevas condiciones espaciales para el hábitat humano. 

En esta línea, hablar hoy de espacios de hospitalidad, museos, eventos, espacios comerciales, culturales, escenográficos, interroga y desafía directamente a la disciplina del Diseño de Espacios. Delibera sobre la elaboración de estrategias múltiples que consideren diferentes e incluso desconocidas respuestas a las preguntas acerca de cómo habitar en tiempos de pandemia y postpandemia. Si bien, no puede hacerse equiparable la experiencia del espacio virtual a la del espacio real, es inminente la confrontación que los espacios físicos viven actualmente en relación al desafío de pensar en nuevas experiencias que reestablezcan vínculos. Por ejemplo, entre marcas y usuarios, obras artísticas y efectos de la obra en el espectador, maneras nuevas de encuentro, formas renovadas de viaje y de reconocimiento de los espacios para la cultura. 

En la actualidad conceptos espaciales como lo multitudinario, masivo y numeroso se ven abocados al replanteamiento, e incluso según Zapata, a un estado fáctico de imposibilidad. Sin embargo, este fenómeno, se presenta como una invitación para pensar nuevos imaginarios de lo colectivo, lo público y el compartir; de esta manera acorde al expositor, la visión del diseñador se pone al servicio de la ideación de estrategias y rutas en un contexto en que la ansiedad será un factor presente e ineludible. Este desafío no supone solamente respuestas desde lo virtual, ya que pensar únicamente medios que funcionan desde allí se presenta como vías reduccionistas y excluyentes, si se piensa en la realidad de la dificultad de acceso a estos medios por parte de algunos sectores poblacionales. Por su parte, Zapata hace un llamado a que estrategias de diseño pensadas para el contexto actual deberán ser incluyentes y con capacidad para responder a la función social del diseño. Así, se invita a diseñar desde narrativas comunes y un entendimiento del bienestar desde un sentido de pensamiento común situado en el otro y lo otro. 

Desde esta mirada, Cesar Zapata instiga al Diseño de Espacios a pensar en cómo pasar de un estado de ansiedad a un estado de tranquilidad. Esta pregunta es abordada a partir de un nuevo modelo lógico de acción, que se podría presentar desde su intervención como la cuarta consideración en la mirada propuesta. Esto consiste en repensar los recursos de manera eficiente, enfocar el pensamiento del diseño en el impacto de lo que se quiere crear. Si se piensa desde esta lógica, se desplaza el interés permanente por el objeto, la materia y la intervención física, al efecto de las mismas, es decir no se pone en el centro de la discusión la intervención desde el diseño sino su efecto. De esta manera, la reflexión se podrá concentrar en las acciones del diseñador que afectan de manera directa, no solo en las dinámicas de otros, sino en los modos y las maneras en que se habita el mundo. Esto supone según el expositor, una responsabilidad constante del diseñador por pensar en cómo asegurar a la sociedad que el proyecto de diseño generará un efecto desde el pensamiento del producto, impacto y resultado. Así, desde esta triada ampliar el espectro de responsabilidad social que el diseñador tiene en un contexto como el actual. Esto implica poner el capital humano, financiero y tecnológico al servicio de la sociedad y no del consumo no sustentable. 

Fuente: tomado de la presentación de Cesar Zapata.

Fuente: tomado de la presentación de Cesar Zapata. 

Una forma para entender, desde la propuesta de Zapata, el diseño contemporáneo, es pensar el espacio desde la posibilidad de preservar historias como un acto de memoria fundamental en procesos de crisis. El expositor, quien participó en el diseño del Monumento Nacional 11 de septiembre en New York, resalta la relevancia de conservar en la memoria espacial colectiva la experiencia actual, para desde allí poder construir miradas que permitan entender el futuro. Esto consiste en promover en el diseño la generación de espacios experienciales a manera de memorial, que generan reflexiones que permitan incorporar, comprender y facilitar el proceso de consciencia colectiva. 

El desafío se concentra en establecer nuevas conexiones entre el individuo y el espacio, ya sea cultural, comercial u hospitalario. Para esto, Zapata señala la importancia de recordar que detrás de los museos, eventos o comercio, lo que existen son comunidades vivas y activas, en la cuales la mirada del diseñador deberá situarse. Fortalecer acontecimientos en una escala inexplorada puede ser la escala de una experiencia masiva llevada a lo personal, que se centre en evocar significados, y que estos puedan ser comunicados rapida y efectivamente. Cesar Zapata sugiere que para esto es importante que el diseñador recuerde que los cambios que se quieren lograr en comportamientos de los habitantes no pueden ser impuestos por el diseño, son más bien una invitación que nace desde la seducción a entender e incorporar maneras, desde la posibilidad de ofrecer a través del diseño comprensión colectiva de los fenómenos. 

Así pues, Zapata propone ubicar inicialmente los modos de vida, luego el diseño, después la economía y por último el consumo o más bien, la idea de consumo en un nuevo escenario donde se reestructuran las prioridades en el diseño. Reinvertir las prioridades en época de crisis facilita el proceso de reacomodo, adaptación y prospectiva de los nuevos rumbos. En esta redistribución de prioridades habrá que tener en cuenta que muchos espacios como se conocen hoy desaparecerán y que es precisamente la crisis lo que le permite al humano cambiar y reformular nuevas posibilidades en el espacio. Por ejemplo, en el caso de los museos, y su inminente tendencia a la reestructuración promovida por la pandemia, propenderán según Zapata, a abandonar la mirada del museo como se ha comprendido históricamente: un espacio donde la exhibición de la obra constituye el centro de la reflexión, y migrar a pensar en el mensaje que la obra en sí misma transmite. Ese será el reto global en relación a posibilitar la pervivencia de los espacios museísticos. Esta comprensión abre horizontes para permitir modificaciones en el espacio, desde la aceptación de la desaparición y la reinterpretación constante de las dinámicas de habitar donde se abre un escenario de intervención vasto para el Diseñador de Espacios.  

Cesar Zapata recuerda que, en este sentido, hay muchas funciones que ocurren en un museo más allá de la mencionada de exhibir contenido; contar historias es, por ejemplo, una de las tareas principales de un museo y para contar historias, según él, entretener es importante. Aquí se entiende la posibilidad de entretener desde la generación de una experiencia. En este caso el diseño de la experiencia hace posible capturar la atención del espectador. Traer el foco de atención desde el uso de las artes narrativas puede inspirar un nuevo nivel de comprensión emocional y entendimiento de lo que sucede alrededor de una obra en un contexto histórico que se transforma. 

 

Finalmente, Zapata señala como el diseño ha servido a lo largo de la historia al sector productivo. La contemporaneidad es un momento para entender al diseñador y el ejercicio del diseñador como plataforma, es decir, comprender el diseño como opción de enseñar a la gente a crear y a auto producir sus propias cosas desde una mirada sostenible, que se aleja del consumismo totalizante, para promover nuevas oportunidades para la creación, desde mecanismos que promuevan el cambio. Hoy el reto se ubica allí. 

Bibliografía

Brown, T. (2009). Change by Design: How Design Thinking Transforms Organizations and Inspires Innovation. New York: HarperCollins. 

Colombiana, C. (2019). DISEÑO ES ESPACIOS\ESCENARIO ACTUALIZACÓN PROYECTO EDUCATIVO DE PROGRAMA (PEP) 2019. Medellin. 

Gómez, J. A. (2007). Nuevos movimientos sociales: nuevas perspectivas, nuevas experiencias, nuevos desafios. POLIS Revista Latinoamericana , 1-34. 

Catherine Pérez Cuartas
Docente facilitadora de Diseño Espacios\Escenario

ENTRADAS RECIENTES

Plataforma Otro Sabor

Desde el pescado guisado…hasta los frijoles antioqueños

Visitar el barrio Moravia en el norte de Medellín y detenernos en su historia y sus memorias, nos permite entender un territorio que ha resistido y permanece desde la transformación social y humana partiendo del reconocer en el su pluralidad y diversidad su potencia como territorio, como barrio y como vecindad.

Continuar leyendo »
Escuela del Pensamiento Creativo

Algunas razones por las que los sueños no se hacen realidad

Los sueños son ese impulso inconsciente a veces o en ocasiones muy consciente que nos llevan a hacer posible eso imposible, a creer para crear, a dar lo mejor de nosotros para que se cumpla y a proyectarnos desde el bienestar físico, intelectual y espiritual que queremos, porque todo en la vida es, lo que uno se permite pensar y donde se permite estar.

Continuar leyendo »
Contextos Interculturales

Para: La Colombia de 2025

Hoy escribo con dolor inmenso, un dolor que me ha llevado por diferentes etapas; asombro, rabia, tristeza e impotencia. Por muchos años me han enseñado a estar orgullosa del país en el que vivo,

Continuar leyendo »